Monthly Archives: October 2010

Grandes esperanzas

Grandes esperanzas

>

No, no les voy a hablar del film Great Expectations. Les quería solamente contar que a veces me pregunto si de verdad la gente se espera siempre algo de mi o simplemente soy yo quien vive al pendiente de las expectativas de los demás.
Hace unos años vivía despreocupada y al día. Hoy no. La despreocupación es un lujo que raramente me permito y eso me hace sentir algunas veces sofocada en mis propias exigencias.
¿Llamo a X-persona o me espero a que me llame? Me espero que me llame, no vaya a ser que piense que estoy desesperada por obtener ese trabajo. ¿Compro hoy de Romina o me doy una vuelta por ese puesto nuevo de frutas? Compro donde Romina, incluso si el otro puesto tiene unas ofertas fabulosas, no sea que se me enoje la Romi y me comienza a dar fruta mala ¿Subo un post hoy de relleno o hago los menús que necesito para el curso? Subo el post, los pocos lectores que me quedan dejarán de visitarme si ven que actualizo poco.

¿Qué se esperan los demás de mi? Aunque más bien aqui la pregunta sería: ¿Qué me espero yo de los demás? Que me llamen, que me vendan los mejores productos, que no dejen de leerme. Expectativas.

Hace unos días me dí cuenta de que el 90% de los post del mes de marzo a la fecha son de recetas y que no sé ni cuando caí en esta red de blogs de cocina de la cual nunca fué mi intención ser parte. No me malinterpreten, me encanta ser parte de esto, la comunidad de cociner@s bloguer@s es calurosa, amable, compartida y de verdad una de las mejores comunidades que te puedas encontrar por este medio. Aqui la principal regla es solo una: Compartir.

Pero mirando hacia atrás. Exactamente al post de mi introducción me doy cuenta de cuanto he cambiado y cuanto ha cambiado este blog. ¿Es una cosa mala o buena? Y heme aqui, de nuevo buscando la aprobación de los demás.

Hoy quise subir un post nuevo, pero no tenía ninguna receta que compartir, entonces me empecé a agobiar pensando que los iba a desilusionar por no subir una receta, una foto que les gustara, etc. Pasando los minutos de frente al monitor con la mente en blanco. Cero.
Entonces me dí cuenta que si de compartir se trata, no creo que importe el que compartamos, sino el simple hecho de hacerlo.
Así que hoy, queridos amig@s, con el diablito de mi conciencia diciéndome: Se van a aburrir, sube algo más entretenido. Les escribí este post cargado de neurosis. Sin receta ¿Cómo se hace una receta de algo tan simple como estos spaghettis con tomatitos, hongos y albahaca?. Tan simple y ligero pero a la vez tan delicioso, tanto que daban ganas de relamer el plato cuando nos los acabamos.

Cappuccino Factory: Gana un template para tu blog

Cappuccino Factory: Gana un template para tu blog

Les contaba hace unos posts sobre unos proyectos que traía andando. Bueno, uno de ellos era construir y hacer arrancar un pequeñísimo y humilde template shop.

Creo ya notaron que cambié el template de mi blog por la enésima vez. Ya. Soy una templateholic y no me da verguenza admitirlo :) . La idea la traía desde hace meses y siempre por una cosa o por otra no lograba hacerla realidad, hasta ahora.

El sitio se llama Cappuccino Factory y ahí encontrarán (por el momento) solo templates para la plataforma de Blogger.
Y bueno, en vista que estoy super contenta con este proyecto he decidido sortear un template completamente gratis y a elección de la persona ganadora.

Para participar basta que suban un post en vuestro blog con un enlace a Cappuccino Factory. No tiene que ser un post exclusivo, basta que lo pongan en vuestra entrada más reciente (a partir de hoy). Luego me dejan un comentario en esta entrada y en base al número de ese comentario iré haciendo una lista dando un número a cada quien. El ganador se seleccionará el día Lunes 25 de octubre usando random.org y tendrá 15 días a partir de esa fecha para reclamar su premio.
Espero haya sido bastante clara, desde ya les digo que estoy nerviosísima porque es la primera vez que hago un sorteo y la verdad no quiero quedar mal con nadie, así que si tienen algún comentario o sugerencia, desde ahora les digo que serán bien apreciados. :)

Y bueno, eso es todo. Mucha suerte a tod@s y mil gracias por participar.

Lista de participantes:
A la mejor cocinera…se le va un tomate entero. (fe de erratas)

A la mejor cocinera…se le va un tomate entero. (fe de erratas)

 

A veces pienso que mi cabeza es como un tren. Algunas veces de carga y va leeeento, lento. Como cuidando de no descarrilarse, tan lento que cae en un estado de aburrimiento total. Oh, bueno, de apatía di debo ser honesta.
Otras en cambio es como un tren bala, ya saben, como ese que hiceron en china. Veo todo que pasa veloz como un rayo y tengo mil proyectos y pienso todo el día, no hago otra cosa que pensar y trabajar en esos proyectos, luego por la noche los sueño y por la mañana me despierto y digo: Tengo que hacer esto y esto otro. Increíble. Me agota pero al mismo tiempo me tiene todo el día con una descarga de adrenalina loquísima.

Y a veces, este tren mental me hace comenter errores, como el del post pasado que puse como título “Fajitas…”. Luego me sorprendía cuando veía vuestros comentarios: Ricas las fajitas, blabla. Y yo pensaba: Nooo ¿fajitas? pero ¿es  qué no se dan cuenta de que las fajitas son otra cosa?. Y me daba pena sacarlos de “vuestro” error.

No me dí cuenta de mi metida de pata hasta que Max me hizo notar que el título efectivamente decía “Fajitas” ¿Cómo pude no haberme dado cuenta?.

Los burritos que hice hace unos días no eran con fajitas, era solamente pollo deshebrado con rajas y a mi se me fué el avión y puse fajitas…en fin, no los quiero confundir más. Las fajitas no son otra cosa que la carne cortada en tiras. Punto. En México las preparan con rajas de chile serrano (picantísimo) o poblano (no picante) y cebolla. Pueden ser de pollo o de res.

Italiano:
A volte penso che la mia testa è come un treno. A volte come un treno merci, cioè, leeeento, lento. Come facendo atenzione a non uscire dai binari, così lento che sembra anche noia…bhè, apatico se devo essere sincera.

Altre volte invece è come un treno di alta velocità, sapete no? come quello che hanno fatto in Cina. Vedo tutto che passa velocemente, come un razzo e ho mille proggetti e penso tutto il giorno, non faccio altro che pensare e lavorare in quei proggetti, poi la notte me li sogno e la mattina mi sveglio e mi dico: Devo fare questo e l’altro. E’ incredibile. Mi stanca ma allo stesso tempo mi tiene tutto il giorno con una scarica di adrenalina pazzesca.

E’ così, questo treno mentale mi fa anche commettere errori, come quello del post pasato che misi come titolo “Fajitas…”. Poi mi soprendevano i vostri comenti: Buone le fajitas, blabla. E io pensavo: Ma nooo, quali fajitas? ma non si rendono conto che le fajitas sono diverse?. E mi vergognavo di farvi notare il “vostro” errore.
Non mi resi conto del mio sbaglio fino a che Max non me lo fece notare dicendomi che effettivamente il titolo diceva “Fajitas”. Come ho potuto non rendermene conto?.

I burritos che preparai qualche giorno fa non erano con le fajitas ma semplicemente col pollo sfilettato con peperoni. Ma io sbagliai e misi “fajitas”. Comunque, non vi vorrei confondere ancora di più: Le fajitas non sono altro che la carne di pollo o manzo tagliata a strisce. Punto. In Messico si preparano con strisce di chile serrano (piccantissimo) o poblano (non piccante) e cipolla.

Fajitas

  • 1 pechuga de pollo cortada en tiras
  • 200g de bisteces de res cortados en tiras
  • 1 pimiento rojo, 1 pimiento verde y 1 pimiento amarillo cortado en tiras
  • 1 cebolla cortada en rodajas
  • 1 chorrete de cerveza
  • sal, ajo y pimienta
  • aceite

En un contenedor ponemos a marinar por dos horas la carne con sal, ajo, pimienta y un chorrete de cerveza. En una sartén antihaderente o de grillada untamos un poco de aceite y salteamos la carne hasta que esté blanda. Agregamos las verduras y salteamos todo junto por alrededor de 10min. Servir caliente y acompañar con tortillas de harina o de maíz.

Italiano:

  • 1 petti di pollo tagliato a strisce
  • 200g di fettine di manzo tagliato a strisce
  • 1 peperone rosso, 1 peperone verde e 1 peperone giallo tagliato a strisce
  • 1 cipolla tagliata a fette
  • 1 goccio di birra
  • sale, aglio e pepe
  • olio

Mettete a marinare la carne per due ore con il sale, pepe, aglio e un goccio di birra. In una griglia spalmate un po’ di olio e saltate la carne fino che non sarà morbida. Aggiungete le verdure e saltate il tutto per 10min (al’incirca). Servitele calde e acompagnate di tortillas di farina o mais.